Porque nuestros niños, niñas y jóvenes se esfuerzan durante todo el año para aprender, superarse y crecer como personas, hoy les hacemos un homenaje en la celebración del Día del Alumno y la Alumna.

Durante el primer recreo, como ya es tradición, los estudiantes fueron regaloneados por sus profesores con un jugo y una media luna, mientras que los más pequeños recibieron un lanza burbujas y bailaron al ritmo de la música y los pasos de dos alumnas de cuarto medio.

Y más tarde todos pudieron disfrutar de una clase de zumba con la reconocida personal trainer y bailarina, Bernardita Allen. Los niños, niñas y los profesores bailaron con alegría y entusiasmo, incluso sobre el escenario.

Es una forma de fortalecer los lazos de nuestra comunidad y motivar a los alumnos y alumnas a venir a su colegio con la seguridad de que aquí encuentran una familia.


 

Tags: ,